sábado, 22 de septiembre de 2007

.: Una postal :.



Callejuelas empedradas
que guían los pasos hasta la Plaza Mayor
en sinuosas subidas y bajadas
enlazadas con balconadas de vértigo
con vistas al páramo y sus fértiles vegas.

La noche se ilumina de cálidos faroles
y los sentidos se distraen y tocan el cielo
con el olor a leña, a guiso lento,
y el sonido de una cortina en una puerta.

Mientras, las terrazas de madera
sostienen la historia y el tiempo
que se detiene en tardes de novillos y anís.

Albero blanco, corral de comedias,
soportales y galerías copados de bares,
sabor que para las agujas de un reloj.

Y en medio de la Plaza, los dos
destilando besos y miradas,
borrachos de amor.

3 comentarios:

  1. Anónimo22:26

    Entendido a la perfección...presioso...como siempre...UN PLACER...leerte

    Mua
    P.Glamur

    ResponderEliminar
  2. Anónimo16:48

    Bonito sueño.
    Besos, jswy.

    ResponderEliminar
  3. Anónimo14:15

    Un cielo pero grande grandeeeeeeeee.....GRACIAS DE NUEVO.
    Besos, jswy.

    ResponderEliminar