sábado, 3 de febrero de 2007

.: Letras urgentes IV :.

Tu mirada está tatuada
en el centro de mi mente.
Rápidamente te apoderaste
de mis cinco sentidos,
y de todo lo que siento.

No, ya no soy el que era.

Eres luz a este desconcierto,
remiendo de mis lamentos,
cielo azul al este tiempo de nubes.

Y no hay nadie más
que pueda hacerlo.
Solo tú, mi pequeño.
Sólo tú.

No hay comentarios:

Publicar un comentario