lunes, 27 de abril de 2009

.: Pudo :.

Besé los pálidos lábios
de un rumor equivocado,
cuando la vida se arrastraba
aplastada por el sol de agosto,

quise dárselo todo,
pero sus manos sólo buscaban
agua para crecer y su piel otra piel
distinta a la mía


pudo avisarme antes de ser
raíz en sus pestañas,
enredadera en su espalda,

pudo marcharse tras caer el sol
de agosto con un beso
en el temblor de mi cuerpo,

pudo ser,

y yo quise dárselo todo…

2 comentarios:

  1. Aracne sin hilo21:54

    es precioso :)

    ResponderEliminar
  2. El dar y la marcha sin avisarnos. Me encantó. Ya te avisé.
    Abrazos

    ResponderEliminar